Archivos por Etiqueta: Tokio

Vuelo París – México.

El avión en el que hicimos este último recorrido de nuestras vacaciones fué el mismo en el que llegamos.  Definitivamente cuando fuimos a Tokio el avión nos sorprendió por su espacio y sus pantallas individuales que hacían el viaje mas ameno;  este era simple, con pequeñas pantallas cada cierto número de filas, nada extraordinario.  La atención del personal no fué tan buena como esperaba;  el personal de Aeroméxico no se caracteriza por ser amable o atento, al contrario me tocó escuchar a una sobrecargo quejarse de una persona mayor.  En fin, lo bueno es que no pasamos turbulencias y pude dormir todo lo que me faltó la noche anterior.

Anuncios

Aeropuerto Internacional, Benito Juárez, T2

Hace algunos años salí de esta terminal rumbo a Tokio y apenas estaban terminándola, todo estaba en obra, ni siquiera tenían duty free (lo que a las mujeres nos encanta).  Esta vez mi vuelo se retrazó cuatro horas así que tiempo de sobra tuve para recorrerla.  Tiene mucho comercio, algunas tiendas duty free, restaurantes y bares pero… no se, hay algo que no me gusta, no me parece tan sofisticada como la terminal uno, no hay dos aeropuertos con tiendas como las que hay en ella, la dos me parece desangelada, eso si, con mucho movimiento comparada con la uno.

Mi primer encuentro con el Budismo.

Casualmente el primer lugar a visitar dentro de nuestro itinerario de viaje en Japón era un templo Budista, el llamado Senso Ji, ubicado en el área de Asakusa;  está dedicado a la diosa Kannon y fue fundado en el año de 645, por lo que es el más antiguo de Tokio.  Aquí encendimos y ofrecimos incienso, que ahí mismo compramos, en memoria de mi abuelo, quien ese día cumplía un año de haber fallecido.  Fué la primer ofrenda de tipo Budista que realizé;  después compré un rosario de muñeca que mi cuñado nos había encargado, que arrepentida estoy ahora de no haber comprado uno para mi!

Japón, los casinos más singulares.

Otro lugar donde encontramos casinos fue en Japón.  Tokio, tan cosmopolita ofrece estos casinos, Pachinkos. No resistí la idea de jugar en uno de ellos y la verdad era nuestra última noche en Tokio, no queríamos dormir, pues el vuelo de regreso sería largo, así que entramos a uno.  La luz era blanca y muy fuerte, el sonido de la música electrónica era tan alto que aturdía y los japoneses embelecidos en su juego no perdían la concentración.  No jugué nunca entendí de que se trataba, ni había quien hablara inglés y se tomara la molestia de explicarnos.  Lo que si observé es que en las máquinas  traga monedas pasaban imágenes, y las personas recibían balines en cubetas, mismos que luego llevaban a una caja para cambiar.  Extraño no?

De regreso a Tokio….

Después de una increible aventura en Kyoto, y habiendo aprendido mucho, regresamos a Tokio en tren.  Se habían acabado las vacaciones y teníamos una enorme nostalgia.  Nos enamoramos de la cultura de este país, de sus tradiciones, de la paz de sus Templos….  Fascinados pasamos nuestra última noche en Tokio, por supuesto le sacamos jugo y recorrimos de nuevo sus calles, cenamos en el area financiera, fuimos a un casino, hicimos las últimas compras y dormimos poco.  Nos resistíamos a terminar unas vacaciones como pocas.  Tenemos que agradecer a nuestro asesor vacacional, por que a pesar de que nuestro club, Royal Holiday, no contaba con hoteles en el lugar, nos hizo reservaciones a través de la agencia de viajes y todo salió perfecto.  Ahora que les cuento, vuelvo a sentir esa nostalgia de no saber si algún día podré regresar… me encantaría, pero aún hay muchos destinos inolvidables que visitar….

Finalmente Kyoto!

Mi esposo tenía muchas ganas de conocer Tokio con su vida y tecnología y por supuesto este destino visitado por millones de turistas no lo decepcionó.  A mi me encantó, pero el punto que más deseaba conocer era Kyoto.  Durante años me habían cautivado las  historias de los Shoguns, las Maicos y Geishas…  El libro de Historia de una Geisha me había cautivado y que decir de la película con la fotografía…  Mis abuelos me habían hablado mucho de este lugar, de la ceremonia de té… de hecho hasta un kimono tuve cuando pequeña, que ellos me habían traido de una de sus visitas….  Muy emocionada me encontraba a unas horas de comenzar mi recorrido por aquella legendaria ciudad….

Vistas impresionantes al Mt Fuji y otras….

Después de un café y un desayuno ligero en una sucursal de las cafeterías Excelsior, emprendimos el viaje.  Fuimos a la estación central de Tokio y tomamos el tren hacia Nagoya;  en el trayecto se puede apreciar el Mt. Fuji.  Luego hay que cambiar en el JR Takayama Honsen al tren de ventanas amplias, para poder disfrutar del paisaje….  Mi esposo estaba muy cansado, por lo que se quedó dormido, pero de repente comenzaron unas vistas increibles, de rios color jade… en un segundo comenzó a caer una ligera nevada!  No pude contener las lágrimas, me dió una sensación muy especial…  El paisaje era precioso y yo tenía mucha suerte de poder estar ahí.  Finalmente llegamos a la parada en Kanazawa, donde pasaríamos esa noche.  Ya teníamos reservaciones para hospedarnos en un pequeño hotel.  Por suerte Royal Holiday a través de su agencia de viajes nos lo consiguió.

Dejando Tokio…

Era nuestra última noche en Tokio, terminamos de cenar en el área de Roppongi Springs, caminamos…  Nos llenamos de nostalgia por dejar una ciudad tan interesante, nos quedamos con ganas de ver más, de absorber mas de su cultura…  Aún no llegabamos al hotel y ya hacíamos planes para volver…. Japón es fascinante, por su cultura ancestral, su modernidad actual, la educación de la gente, los paisajes…  Lo bueno era que el viaje no había terminado, solo finalizabamos la primer parte, ahora tendríamos que descansar por que temprano por la mañana partiríamos a la estación de trenes para ir a Kanazawa….

Oficinas Metropolitanas de Tokio…

Las oficinas Metropolitanas de Tokio, donde se concentran sus servidores públicos son simplemente imponentes.  Constan de tres edificios principales:  El primero tiene 243 metros de altura, con 48 pisos sobre la superficie y tres sótanos.  El segundo tiene 163 metros de altura, con 34 pisos sobre la superficie y tres sótanos.  El tercero tiene 41 metros de altura con siete pisos y un sotano.  El terreno donde se encuentran tiene 42mil 940 metros cuadrados.  Su construcción inició en 1988 y se terminó en 1991.  Se encuentra ubicado sobre la calle Nishishinjuku, en el área de Shinjuku-ku.  Es impresionante y bien vale la pena la visita.  No se pierdan este atractivo turístico.

Roppongi Springs Tokio.

Roppongi es el área de entretenimiento por excelencia en Tokio.  Lo mejor es Roppongi Springs.  Esta pequeña ciudad del entretenimiento está dividida en cinco majestuosas zonas.  La primera es llamada “Sombrero del Metro y Plaza Hollywood”  Por supuesto es la estación del tren Roppongi, de la línea Hibiya;  en esta zona encontramos restaurantes de comida saludable, gimnasios, tiendas de ropa, especialmente deportiva, salones de belleza….  La segunda zona es llamada “Paseo Oeste”.  En esta área encontrarán la torre Mori, símbolo de Roppongi Springs, tiene una galería, por supuesto restaurantes, cafés, tiendas y el Hotel Grand Hyatt Tokio se encuentra ahí también.  La tercer zona es llamada:  “hillside” o área de la colina;  en ella encontrarás restaurantes de cocina internacional, tiendas y un hermoso jardín.  La cuarta zona….