Archivos por Etiqueta: londinenses

Trafalgar Square, Londres.

Recorrer la famosa plaza Trafalgar en Londres es toda una experiencia.  Esta es usada para eventos variados, cuenta con monumentos y muchos sitios de interés a su alrededor no solo para turistas sino para los mismos londinenses.  Les voy a pasar algunos tips sobre lo que ví y aprendí de esta plaza.  La estructura más importante de esta plaza es la llamada Columna de Nelson, para celebrar su victoria en la batalla de Trafalgar.  Las fuentes con sirenas, tritones y delfines se añadieron en 1845.  Hay tres estatuas fijas:  una del General Sir Charles James Napier, otra del General Mayor Sir Henry Havelock y la última del Rey George IV.

El Metro en Londres (The Tube).

Nadie experimenta en cabeza ajena, pero si buscas un consejo, no rentes auto en Londres.  Mi hermana y yo invertimos mucho dinero y tiempo para no usarlo al final.  Definitivamente el transporte público es una maravilla, sobre todo su sistema de metro, conocido como Tube.  Tiene varias líneas, es rápido, limpio, cómodo, seguro (de hecho lo tomamos en la noche), cuenta con estaciones en los lugares más turísticos….  He de reconocer que los londinenses son muy educados y más de uno nos cedió su lugar.   Si quieres un mapa de este visita el siguiente link:  http://www.tfl.gov.uk/assets/downloads/standard-tube-map.pdf

Londres, rentar auto, grave error.

Como viajábamos de divas, decidimos rentar auto en el aeropuerto y dirigirnos a la ciudad.  Las complicaciones comenzaron cuando llegamos al carro y recordamos que se conduce en el lado contrario, y por supuesto se circula en el lado contrario también.  Las glorietas!!!  Fueron nuestro enemigo por largo rato, entrar y salir de ellas era una gran prueba de destreza, después de un rato perdidas finalmente dimos con el hotel.  El valet nos recibió el auto, y procedimos a hacer el registro en el hotel, cual sería nuestra sorpresa que la tarifa del estacionamiento era casi igual a lo que costaba una habitación!  Dejamos nuestras maletas y no queríamos perder ni un segundo así que decidimos salir de inmediato, bajamos, nos dirigimos con el concierge y pedimos nuestro auto….  Nos dijo que tomaramos asiento en la recepción, que tardarían media hora en traerlo, por supuesto nos enfadamos, como tardarían tanto si teníamos que salir a conocer…  Nos explicaron que hay pocos estacionamientos, por lo que lo dejaban lejos y tardaban mucho en llegar, nos recomendaron que usaramos el transporte público.  Obstinadas esperamos el auto, cuando llegó avanzamos en el tráfico un par de cuadras y decidimos darles la razón a los londinenses, regresamos el auto al valet y terminamos moviéndonos en metro durante toda nuestra estancia!