Archivos por Etiqueta: esposo

Estar en París y no pecar….

Quien puede estar en París con la tentación en frente y no caer en ella?  Yo no la resistí y esto es una confesión que espero mi nutrióloga no lea.  Pero a tres pasos del hotel había un carrito de crepas, como podía resistir una crepa de azúcar antes de ir a dormir?  Había cenado una deliciosa ensalada con queso de cabra, pero el olor de la crepa recién hecha y todos lo elogios que mi esposo le hacía….  No pude más y  pedí una, disfruté su olor, lo caliente del conito (había mucho frio y el efecto del vino caliente había pasado), su sabor…  La gastronomía francesa es un deleite para todos los sentidos.

Anuncios

Casino en Vancouver…Diferente!

Cuando mi esposo regresó, fue que notamos una de las grandes diferencias entre los casinos de Vancouver y Las Vegas.  En la ciudad del pecado, las meseras pasan ofreciendo bebidas y por una propina puedes tomar las que quieras.  En Vancouver las cosas son diferentes, las bebidas cuestan y además no te venden más de una por persona, es decir no te sirven dos tragos a la vez.  De hecho no le sirvieron dos aun que explicó que yo estaba jugando y no me quería parar.  Me llevó la copa de vino, me dejó dinero para seguir jugando y el regresó por otra copa….  Curioso no?

Diferente! Casino en Vancouver..

Finalmente llegamos al casino, entramos y vimos que tenían dos barras y las máquinas traga monedas en el resto del espacio, era grande, pero por supuesto no tanto como los de Las Vegas.  Nos dividimos el dinero y nos separamos.  Me senté en una máquina y gane una y otra vez, por supuesto pequeñas cantidades.  De repente vi a mi esposo venir con cara de decepción y me dijo que ya había perdido su parte.  Le dije que yo estaba de suerte, ganando y le dije que retiraramos el ticket, lo cambiara, comprara un par de copas de vino y regresara para que yo siguiera jugando.  Me dijo que estaba bien y se alejó con mi ticket…

Volando a Bariloche…

Los boletos que compramos en la pequeña agencia fueron por LAN, nunca había volado con ellos.  El avión era moderno y el servicio bueno.  Era un vuelo largo (mas de tres horas ya se me hace considerable)  nos dieron unos alfajores y galletas de queso acompañados por refrescos como snack.  Hubo mucha turbulencia y creo que la mitad del vuelo la pasé prensada del brazo de mi esposo sin hablar a pesar de  que nunca había tenido miedo a volar.  Finalmente comenzamos a ver las cordilleras nevadas (y eso que era comienzo de la primavera ahí).  El aterrizaje fue bueno y la postal no pudo ser mejor.  Yo volvería a viajar por LAN

Como viajar con niños y disfrutar a tu pareja también

El tema de viajar en familia es muy bonito, es el tiempo donde papá les todo el tiempo que no puede hacer mientras trabaja y mamá descansa un poco de su rol y se consiente. Durante el día los niños, corren, nadan, juegan, comen poco y se asolean mucho, pero al llegar la noche caen rendidos. Al fin “solos”, quieres tener una cena romántica o salir a bailar, pero con quien dejar a los niños se vuelve un problema. Modernízate e infórmate, hay muchos hoteles que ya cuentan con el servicio de niñeras, esas personitas maravillosas que cuidan a los niños mientras tu esposo o esposa y tú recuerdan cuanto se divertían cuando eran novios.