Category Archives: Experiencias de Viaje

Medios de transporte…

Después de nuestra histórica multa decidimos regresar el auto a la arrendadora en cuanto llegamos al hotel en La Habana y usamos de nuevo el transporte pùblico.  Entonces tomamos de nuevo taxis, carros antiguos que funcionaban a la perfección, pero descubrimos durante una caminata unas pequeñas motos, adaptadas con un asiento para dos atrás y un techo amarillo.  Los cubanos los llaman cocotaxi.  No me podía quedar con ganas de dar un paseo en una, así que de regreso la abordamos.  Fué divertido!

Regresando de Varadero…

Regresabamos en el pequeño auto que rentamos antes de salir de la Habana, mi esposo manejaba y lo hacìa a una velocidad moderada por varias razones;  la  primera por precauciòn, no conocíamos el camino y otra fué para que pudieramos disfrutar los paisajes.  En cierto momento pasamos por un retén militar y fuimos detenidos.  Nos dijeron que circulabamos a exceso de velocidad, lo negamos y preguntamos como estaban tan seguros, no tenían radares ni detector de velocidad alguno, contestaron que nos vieron!  Que eso bastaba para infraccionarnos y lo hicieron!  Bien nos advirtieron que todos los turistas eran infraccionados…

Varadero, hermosas playas.

Así como he criticado el sistema todo incluido, con ciertas restricciones y falta de calidad, del hotel en el que me hospedé, debo reconocer la hermosura de sus jardines, muy bien cuidados, tapizados de flores y plantas exóticas y por supuesto la belleza de su playa. Varadero, Cuba, me recordó bastante a la de Puerto Progreso, en Yucatán. Gran playa de arena fina, no tan blanca como la de Cancun, de mar templado y cristalino,  muy tranquilo… invitaba a todos los turistas presentes a bañarse en el…  Un clima inigualable.  Definitivamente fue un deleite estar en ese lugar, la naturaleza compensó todo lo demás.

Diferencias en calidad…

Cuando uno elige un hotel todo incluido lo hace con el fin de tener menos preocupaciones, comer, beber, lo que uno quiera, cuando uno quiera, sin cargar dinero….  Uno generalmente no se preocupa por la calidad de los alimentos, confía uno en la cadena que administra el hotel.  En el caso de Varadero fue todo diferente.  El primer día que bajamos al buffette del desayuno no se veía tan espectacular como otros hoteles, pero parecìa aceptable.  Decidí comenzar por algo de fruta y cereal con leche.  Grave error!  La leche estaba descompuesta!  Quien sirve leche descompuesta???  Desde entonces tuvimos mayor cuidado…  Falta de supervisión???  Mal punto.

Todo incluido en raciones…

Les comentaba que me he hospedado en varias cadenas de hoteles que manejan el concepto de todo incluido y siempre el personal habìa tratado de darnos gusto en todo.  Varadero, Cuba, fue un tanto diferente, creo que las personas de la isla están acostumbradas o otras cosas.  En cuanto llegamos al hotel nos dirigimos al snack bar por un refrigerio para cenar bien; nos ofrecieron sandwiches y nos pareciò bien.  Comimos uno y mi papá quería otro, pero se le ocurrió que sólo lo quería con un pan, no con dos como lo preparaban. La mesera se enfadó y le dijo que la ración eran dos panes;  mi papá dijo que lo entendía, pero que solo le sirvieran uno.  Se negaron y lo sirvieron con dos, mi papá no quería desperdiciar, pero al final dejó un pan….

Hotel en Varadero…

Finalmente llegamos a nuestro hotel en Varadero y fuimos muy bien recibidos.  Cuba me daba la impresion de que hubiera viajado hacia atrás en el tiempo, los autos antiguos, las instalaciones de los hoteles, sus muebles… no se para mi tiene cierto encanto y nostalgia.  En fin, después de registrarnos fuimos a nuestras habitaciones a dejar las maletas.  Eran bastante sencillas, pero estaban limpias que era lo importante.  Para variar teníamos hambre y era un hotel todo incluido así que decidimos comer unos sandwiches en uno de los restaurantes de playa para poder cenar bien.  Por fin nos relajamos viendo su hermoso mar…

Camino a Varadero…

Por la mañana, después de desayunar en el hotel, teníamos programado salir a Varadero para pasar tres noches en sus maravillosas playas.  Rentamos un auto en la agencia del hotel y esperamos un poco para que nos lo entregaran.  Definitivamente no son tan cuidadosos como en otros destinos turísticos;  nos entregaron un coche sucio, aún con botellas de agua abiertas y basura de los turistas que lo usaron antes…  Otras personas nos adviriteron que tuvieramos cuidado por que siempre infraccionaban a los turistas…  Subimos nuestras maletas y tomamos la carretera muy entusiasmados…

Espectáculo en el Hotel Nacional, La Habana…

Después de cenar pasamos al teatro – cabarette.  Tenía pequeñas mesas redondas y sillones… se veía el paso del tiempo en sus instalaciones, pero esperábamos con ansia la majestuosidad de su espectáculo, tal como lo habían prometido.  Comenzó la música, salieron los bailarines y si, disfrutamos de una buena velada.  Usando la imaginación te podías remontar a una Cuba bollante, lujosa…  ahora sus trajes se veían un tanto venidos a menos por el uso… pero el entusiasmo de los participantes te hacía olvidar todo y entregarte a los ritmos de su música.

Experiencia en el hotel Nacional, Cuba.

Entramos a este hermoso hotel de estilo colonial y quedamos encantados con sus instalaciones y el mantenimiento que tiene.  Compramos nuestros boletos para la cena y el show.  Pasamos al comedor y efectivamente era buffette, tal como nos había dicho el concierge de nuestro hotel.  Había comida muy cubana y algo de española.  Aún recuerdo que cené deliciso, un poco apresurado por el tiempo, ya que el espectáculo estaba por comenzar.  Recordaba todas las historias que contaban mis abuelos sobre los eventos a los que habían asistido en ese hotel durante sus viajes…  Finalmente pasamos al teatro, que mas bien era como un cabarette….

Ahora algo muy turístico en La Habana…

Después de nuestra larga y un tanto desesperada caminata por los barrios de la Habana y de presenciar y huir de aquel pleito callejero, finalmente estabamos en el hotel;  ya bañados y listos para seguir con la aventura.  Por supuesto ya teníamos hambre de nuevo.  Fuimos con el concierge y pedimos nos recomendara un lugar en la zona de interés turístico para cenar.  Nos dijo que el hotel Nacional (muy emblemático en Cuba) ofrecía cena buffette y luego su espectáculo cubano.  Quien resistiría?  Con el hambre y con ganas de disfrutar ese sabor de la isla…  Nos consiguieron un taxi y en menos de diez minutos nos encontrabamos ante la entrada del lindo hotel…