Cansados pero con hambre en Asakusa.

Después de nuestra visita al hermoso templo Sensoji, caminamos por su calle comercial, llamada Nakamise, donde venden todo tipo de producto tradicional, desde abanicos hasta comida tradicional, por cierto que tenían unas vitrinas donde se veían peceras con peces globo, uno podía escoger el suyo y lo preparaban, como las truchas en la marquesa, pero solo con un poco mas de riesgo por eso del veneno no?  Bueno, no nos animamos a comer esto, así que seguimos caminando y el hambre incrementaba;  pasamos por un mercado donde vendían pescados, mariscos (calamares jigantes!) y algo que me llamó la atención:  melones en cajas de terciopelo.  Me explicaron que son tan caros que se obsequian como finos detalles.  El olor de este mercado no me era usual por lo que se me revolvió un poco el estomago y mi esposo y yo terminamos haciendo lo que nunca….  comimos en un McDonalds!

Anuncios
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: